Carne artificial, pero comestible

En la Universidad de Tokio en Japón se ha conseguido cultivar trozos de carne muy pequeños, de apenas unos milímetros con textura de filete, siendo un gran progreso en los estudios que se realizan para producir carne cultivada de manera artificial.

A través de técnicas en las que se utiliza medicina regenerativa se estudian estrategias que permiten seguir el camino al cultivo de carne que no sea extraída por animales. Lo que de seguro será un avance para el mundo científico.

Las razones de estos experimentos es lograr que disminuyan las necesidades futuras de carne, por eso no sólo en la Universidad de Tokio sino en otros centros se están haciendo este tipo de pruebas, y, aunque los resultados no han sido favorables ya que la carne biosintética no tiene la textura adecuada, este nuevo resultado es muy esperanzador.

Los seres humanos siempre han comido carne en todos los tiempos y en muchas culturas, y, aunque hoy en día hay muchas personas que han adoptado una dieta vegetariana o vegana, el aumento de la población mundial no ha hecho que disminuya el consumo de carne.

Igualmente, se suman otros factores que hacen indispensable soluciones alimenticias como:

  • Consumo de agua y recursos para el sector ganadero.
  • El impacto del medioambiente por las emisiones de gases que se asocian a la ganadería a través de insecticidas y fertilizantes.
  • El rechazo de matar animales de grupos ecologistas.

La ingeniería de tejidos es cada vez más estudiada, y en diversos laboratorios del mundo, se trabaja y desarrollan distintos métodos para cultivar carne sintética sin extraerla de  ningún animal.

Puedes leer los detalles de este trabajo realizado por Furuhashi, Morimoto y Takeuchi, en la revista académica Science of Food, el artículo se titula "Formation of contractile 3D bovine muscle tissue for construction of millimetre-thick cultured steak"